Foto: Mary Andrade

Testigo es de mis pasos la dulzaina
el tamboril, pregón de los pecados;
cielo, mundo e infierno en la parodia
la tentación ostenta penitencias…
Don Carnal, Don Amor, marcan el ritmo
acompañan la danza y la comparsa;
botarga, el corazón se precipita
serpentina: el color es mascareta.
Carantoña del aire en mojiganga
me pongo el antifaz, salgo a la calle
y guardo para el baile los pretextos.
Contrapaso de muerte me desnuda
Celestina en secreto me ha llamado
Laberinto… la cita es con el Diablo.

©Julie Sopetrán