Esquemas en libertad,
latiendo desde un principio
guardan entre los sentidos,
Sensaciones despiertan
tan despacio… como que son,
Tallas fuera de lo común
delicadezas se les asoman y,
Asimilan su condición
como algo de lo más normal,
Tardes las visitan
por eso, les dialogan
Unas ocasiones únicas
siéntense plenas,
las confianzas
enseñan, palabras qué
su autor, dejó en las esquinas
Antes de nada, son impresionantes
y saben apreciarse,
Siguen de pie o sentadas,
de lado o retiradas

Las ven, gentes de todas partes
¿ignorantes?, para nada
no lo son, más bien…
son «el peligro de la ignorancia».

Palencia, martes 17 junio 2014.
Acróstico n.33/2014
©Mía Pemán