Que lo hagan mirar, es buena idea,
la memez, que cegando la siniestra
se deshace en orgullo, poco diestra
cuando adopta esta pose maniquea.

Si en el morro, oportuna se pasea
la forma de arreglar esta menestra,
la torpeza y avaricia, se demuestra,
con estas decisiones… que marea.

Poca alforja te ofrece… este viraje
hacia Arcadia, del cardo borriquero,
que, a lomos del jamelgo del ultraje

nos deja como estaba el pordiosero,
con la mano vacía… y sin equipaje,
dejando nos gobierne, el bandolero.

Autor: José Salas Salas
Barcelona 30-06-16 (Es)
Foto: de internet.