rosadenoche.jpg

A veces llegan nostalgias
como cartas no abiertas,
vives en el primor de mis sueños,
en la magia
de las marinas nocturnas,
en mis letras escondidas,
en mi alma que sin esperanza
quiere ser tuya,
liban mis anhelos
las mieles de tus besos
rosa desnuda de luna
y de sigilo
distancia que crece
amor que se agota
en miradas perdidas,
momentos robados
de sordos sonidos,
succionan mi alma
acongojada,
lamentaciones tan largas
como caminos
que el tiempo
no alcanza,
la arena que mis pies toca
deshace nombres escritos
promesas no cumplidas
versos tirados al olvido,
¡Rojo de mi rosa nocturna!
labios entreabiertos
¡Que ya no besarás!

© Silvia García Sandoval