Días largos de un sol que no se esconde
Noches cortas de ventanas abiertas,
Festival de sombrillas en terrazas
Vacaciones convertidas en fiestas.
Junio en grados metido… su comienzo.
Un septiembre ya fresco sus finales,
Y entre ellos… líquido en caudales
Que hidratan cuerpos, desde sus gargantas.
Inauguran piscinas municipales
Dietas… para lucir cuerpo, anticipadas.
Una extensión de colores en toallas,
Playas enormes y personas apiñadas.
¡Bendito sol! que quitas nuestros males.
Un verano de viajes, sangría, tumbonas,
Lagos, pantanos… de calitas en playas.
De un salitre pegado en las toallas
Dorado en piel que tez blanca… abandonas.
Abanicos agitados en calle, estando sudorosos.
De un sol que aprieta y se vuelve espantoso
Alerta roja en noticias y el sol… quema.
Aire acondicionado a todo trapo
Cuerpos revelados con poca ropa,
Gazpachos… tomados como sopa.
Paseos de kilómetros con los que me empapo
Un verano divertido viento en popa.
Resecando en sus tres meses los pantanos,
Haciendo áridos cultivos en sus campos,
El verano es un sol que en mundo quema.
Trabajando en calle la condena
Las vacaciones… esperadas por tantos.
En septiembre el clima pega un giro
Que saca del armario las chaquetas,
Los días disminuyen mientras miro,
Los pies de las personas sin chancletas.
Convirtiendo su adiós en un suspiro
Verano de placeres que nos deleitas,
Con plato de cuchara despediros
Despidiendo al verano y sus facetas.

AUTOR: SILVIA SALAFRANCA SILVERIO